No se si os pasa a vosotros pero a mi no se me guardaba la configuración de brillo, es decir, bajaba el brillo de la pantalla y cuando reiniciaba volvía al brillo máximo. Era una lata tener que bajar el brillo cada vez que enciendes el ordenador.
La solución es bien sencilla:

Editamos el archivo rc.local como administradores:

sudo gedit /etc/rc.local

Y añadimos antes de “exit 0” lo siguiente:

echo 8> /sys/class/backlight/acpi_video0/brightness

Y reiniciamos.
El 8 podemos cambiarlo por un número entre el 1 y el 15 (en mi caso). Hay ordenadores donde la escala es entre el 1 y el 10.
Esto lo podemos saber entrando en la carpeta /sys/class/backlight/acpi_video0/ y mirando en el archivo max_brightness. Nos aparecerá el límite superior de la escala.

Podéis comprobar que funciona tocando el control de brillo de vuestro notebook. En el momento que tocamos el brillo se pone al máximo, normalmente, para que lo regulemos manualmente.

copiado literal de: Vive con Linux

Anuncios